Video: Khabib desmayó a su rival y llorando anunció su retiro de UFC

Deportes 25 de octubre de 2020 Por Redacción
Nurmagomedov venció por sumisión a Justin Gaethje y luego rompió en llanto recordando a su padre, que murió hace poco por coronavirus. Tomó el micrófono y confirmó que no peleará más.
5f9499c97912c
Fotografía Gentileza

Sin lugar a dudas la velada de UFC 254 en Yas Island (Emiratos Arabes) será recordada para la eternidad. A horario cambiado con el fin de captar a los televidentes rusos, desde este lado del planeta tuvimos que acostumbrarnos a dejar la noche y transformar la tarde del sábado en una jornada a puro combate. Pero, más allá de esta pequeña modificación, el evento terminó con una bomba que nadie esperaba: Khabib Nurmagomedov anunció su retiro de las artes marciales mixtas.

El ruso no tenía acción hace más de un año, por lo que los fanáticos de UFC sufrían de abstinencia de verlo en acción. Y (una vez más) no defraudó, porque desde el primer minuto salió a comerse la jaula y acorraló a un Justin Gaethje que fue un mero espectador de la potencia del europeo. Cada tanto el estadounidense lo testeó con alguna patada baja, pero poco podía hacer para contrarrestar a un Khabib que cambió su estrategia y salió enajenado a pelear de pie.

Si bien sus movimientos no se evidenciaron del todo prolijos, tanto la velocidad como la potencia de Nurmagomedov fueron cansando a un Gaethje que escapaba como podía. Sobre el final del primero llegó el derribo y la campana terminó salvando al norteamericano de ser sometido en el asalto inicial.

Ya en el segundo no hubo paridad. El retador al título lucía muy cansado y el campeón de los ligeros apretó el acelerador para cerrar el pleito. Lo llevó al suelo, lo montó como quien domina a un principiante del jiu jitsu y concretó el triángulo. Gaethje tapeó dos veces con su mano, pero el árbitro no se dio cuenta y terminó cayendo completamente desmayado contra la lona.

En ese mismo instante Khabib corrió al centro del octágono, se arrojó al piso y rompió en llanto recordando a Abdulmanap Nurmagomedov, su padre y entrenador, que falleció meses atrás de coronavirus en un hospital militar de Moscú.

"Dios me dio todo, gracias a mi equipo que estuvo acá. Hoy quiero decir que ésta es mi última pelea, no hay forma que pueda volver sin mi padre", declaró apenas tomó el micrófono, dejando boquiabiertos a todos los presentes. "Le dije a mi madre que ésta sería mi última pelea. Le dije a UFC que después de esto me ponga como número uno en el ránking libra por libra. Creo que merezco ser el número uno... Este era el sueño de mi padre", agregó quien abandona las artes marciales mixtas con una excelsa marca de 29 victorias y ninguna derrota. El deporte lo va a extrañar.

Fuente OLE



 

Te puede interesar

Certificados SSL Argentina Certificados SSL Argentina